Trabajo en Suecia (actualización)

Hace unos días recibí un correo electrónico de un compatriota que me expresó su intención de emigrar a Suecia.  A continuación un extracto:

“Le comento que he estado leyendo con mucho interés su blog sobre su experiencia en Suecia el cuál encuentro muy ameno, interesante e instructivo. Yo tengo un gran interés de inmigrar a Suecia buscando una mejor oportunidad para mejor mi vida y la de mi familia y he venido escuchando que Suecia ha venido dando oportunidad a la inmigración a personas que tienen interés en trabajar en ese hermoso país. Yo personalmente ya he tenido la oportunidad de conocer Estocolmo así como otras ciudades de esa zona de Europa laborando en barcos cruceros”.

El tema del trabajo es recurrente, (en mis entradas anteriores hay información que puede ser de utilidad), por lo que he decidido hacer una actualización en base a mi últimas experiencias  y algunas fuentes de internet.

Suecia cuenta con una sólida trayectoria de estabilidad social y económica, ocupando los primeros lugares en los índices de desarrollo humano¹, innovación², competitividad³, blah, blah. No es de extrañar que sea un país atractivo para tener un empleo con un salario digno.

Creo que a mí escandinavia me llamó la atención desde hace muchos años, cuando asistí a una feria afs en Costa Rica. En esa ocasión hubo exposiciones de los representantes de varios países europeos, incluido Suecia. Desde esa vez quedé prendado por este lugar, y por vueltas del mundo acá estoy!

A pesar de que tenía experiencia en varios trabajos en el área de servicios y un dominio aceptable del idioma inglés previos a mi viaje a Suecia, luego me dí cuenta que eso era bueno más no suficiente para integrarme a la fuerza laboral. Topé con una pared o mejor dicho con el primer escalón -viendo el vaso medio lleno-, así es, el idioma!

A diferencia de USA o Canadá donde hay colonias enormes de hispanohablantes acá no hay ese amortiguador cultural, por llamarlo de alguna manera, al menos no en la ciudad que yo vivo. Así las cosas estando a nivel del suelo y con esa escalera de frente no había otra de empezar a subir.

A mi parecer ha sido un proceso un poco lento aunque muchas personas me dicen lo contrario, poco a poco he ido subiendo la escalera, agarrando volados y la ineludible cuota de prueba y error pero con la fuerte convicción de hacer las cosas bien, no mejor que los demás, más bien enfocado en mis objetivos. Hasta la fecha puedo decir que gracias a mi Dios prácticamente no me ha faltado trabajo, y hasta el lujo me he dado de rechazar ofertas laborales cuando hay personas con mucho más preparación académica que yo y no consiguen. Las recomendaciones son importantes…

 

Como está el panorama actual?

Screenshot_dagbladet

  • Trabajo en este país sobra si usted es un trabajador calificado, es decir graduado universitario a nivel de máster universitario o superior. El idioma es paralelamente importante aunque no determinante para obtener ciertos empleos profesionales, principalmente en  empresas transnacionales donde se habla inglés. Hay gran demanda de ingenieros en casi todas los sectores y la industria petrolera en Noruega donde se pagan posiblemente los mejores salarios de la región.
  • Si ese no es su caso la situación cambia. Trabajos técnicos en áreas de informática, mecánica,  educación, construcción, operarios diversos en industria, administrativos, finanzas, industria petrolera (Noruega), asistentes personales, conductores de transporte público y operarios de maquinaria pesada, minería, etc. También hay una demanda considerable. Para estos trabajos usualmente es requerido un nivel intermedio a avanzado de sueco. Inglés fluido es deseable para casi todos. Además se debe contar con los credenciales que demuestren idoneidad para el puesto (horas de experiencia y o estudios acordes).
  • En otras áreas, no menos importantes ocurre un fenómeno interesante. Para trabajos en el área de alimentos y bebidas, hospitalidad, limpieza, construcción (aprendices u operarios sin título), agricultura, operarios industriales varios, forestal, acuicultura (Noruega) etc., se requiere un  dominio del idioma medio a avanzado. Por lo general los empleadores aunque mastiquen un poco el inglés no les hace mucha gracia por lo que hay que hablar sueco o noruego.
  • Suecia y Noruega a pesar de tener una plataforma en línea bastante avanzada para informarse sobre los distintas plazas vacantes y un marco jurídico que ampara a las personas víctimas de algún tipo de discriminación (étnica, racial, orientación sexual, discapacidad, etc.) son todavía muy conservadoras en cuanto a la contratación de de obra inmigrante. Es por eso que las recomendaciones son una herramienta que facilita mucho el conseguir una entrevista.

 

Algunos datos a grandes rasgos (5)

Desempleo en Suecia a agosto, 2013: 7,3%

Desempleo en Suecia, por edad, agosto 2013 (15 – 24 años): 19,4%

 

Valdría la pena considerar lo siguiente:

  • Que posibilidades me ofrece el marco jurídico para emigrar ese país?
  • Cómo está el ambiente laboral por allá?
  • En qué nichos hay más demanda de mano de obra?
  • Qué talentos puedo aportar al mercado laboral?
  • Estoy en capacidad (interés) de aprender y re-aprender los conocimientos que ya poseo?
  • Estoy dispuesto a integrarme a una nueva cultura? (soportar el mal de patria)
  • Me adaptaré a las variaciones del clima?
  • Qué tanto tiempo puedo estar lejos de mis familiares o amigos?
Enlaces externos:

¹. http://hdrstats.undp.org/es/paises/perfiles/SWE.html

². http://www.globalinnovationindex.org/content.aspx?page=gii-full-report-2013#pdfopener

³.http://www3.weforum.org/docs/GCR2013-14/GCR_Infographic_EU_2013-2014.jpg

5.  Agencia Central de Estadísticas (Suecia); http://www.scb.se/Pages/Product____23262.aspx

Información adicional

Trabajar en Suecia: http://www.sweden.se/sp/Inicio/Trabajar-vivir/

Periódico Aftonbladet, “Hår hittar du jobben” (Acá encuentras trabajo) http://dagbladet.se/nyheter/sundsvall/1.6328988-har-hittar-du-jobben

Ekonomifakta: http://www.ekonomifakta.se/sv/Fakta/Arbetsmarknad/Arbetsloshet/Arbetsloshet/?from3902=&to3902=

Anuncios

Adiós “kiwis” y Noruega… por ahora.

Nos despedimos de Noruega, nuestro contrato de trabajo ha terminado por lo que haremos una pausa navideña en Suecia y lo más probable es que regresemos en el primer trimestre del próximo año. Dedos cruzados! 🙂

Por once semanas nuestra rutina fue trabajo, comer, dormir, y lo mismo el día siguiente. Los dos días libres por semana, antes de la llegada del invierno, los dedicábamos a salir a conocer los alrededores y cuando las temperaturas comenzaron a bajar y la nieve a caer, recluirnos en nuestra habitación, ver TV o leer. No había otra, ir a los pocos bares locales no ofrecía mayor atractivo y por si fuera poco el consumo era por demás un riesgo para las finanzas personales.

Los “kiwis” (la gente de Nueva Zelanda) se fueron tres días antes que nosotros, en el hotel quedamos solo la “norditica” y yo. El silencio, aburrimiento y mal tiempo (frío y lluvia) eran nuestras compañeras.

 

Me atrevería a decir que a ratos extrañamos (tiempo pasado) a los “kiwis”. Sus tomatingas (reuniones para tomar licor generalmente), el bullicio y hasta su aparente indiferencia.

La mayoría ya tenía trillo hecho de temporadas previas. Nosotros, al ser la primera vez, tener un horario de trabajo distinto y evidentemente no ser del mismo país, parecíamos ajenos y en honor a la verdad tampoco nos sentíamos muy invitados a socializar más allá de lo estrictamente necesario.

Sería que nuestro objetivo era distinto (ahorrar, ahorrar y ahorrar), sería porque no frecuentábamos sus tomatingas de fin de semana o sería que después de cierta edad nos volvimos aburridos? no sé, la verdad es que al final no hubo intercambio de emails, ni invitaciones de Facebook, y en salvo contadas excepciones hubo abrazos y un cordial adiós.

Mientras escribo me percato que la entrada va tomando matices catárticos. Pero no negativamente, procuro lo contrario.

Nuestros compañeros noruegos no eran notablemente más sociables que los “kiwis”. Eso sí, a veces con unas birritas (cervezas) adentro todos nos volvíamos más amigables, especialmente ellos, las diferencias culturales se olvidaban y nos desinhibíamos, aunque al día siguiente ni nos cruzáramos palabra.

Graham, el cocinero era simpático y parlanchín, pero definitivamente no extrañaremos su comida!

Trabajar en Noruega

Como había comentado antes Noruega ofrece muy buenas condiciones para trabajar. Aunque no es fácil tampoco es imposible si se hacen las cosas como se debe.

El tipo de cambio de la corona sueca respecto a la corona noruega no es mucha, la diferencia radica en los salarios que son más altos en Noruega, bastante más y en general en relación a los demás países de la UE, salvo algunas excepciones. Sin duda hablar noruego representa un avance significativo pero la realidad es que no muchas personas inmigrantes lo hablan, yo incluido. Hablar otro idioma escandinavo como por ejemplo sueco ofrece casi las mismas ventajas. En caso de que no se cuente con ninguno de los anteriores el idioma inglés ofrece algunas posibilidades, todo lo anterior sumado a la experiencia laboral.

En mi caso invertí seis meses aprendiendo el idioma sueco intensivamente ahora me siento más confiado ya que puedo entender aunque no hablo mucho aún así es bien agradecido por los empleadores aparte de que hace las cosas más fáciles para uno mismo.

Nuestra búsqueda empezó en en sitio oficial de empleos noruego http://www.nav.no, que es el equivalente al Arbetsförmedlingen de Suecia. Ahí se contacta a los empleadores. Una vez que se tiene contacto con un empleador y éste te acepta ya tienes la mitad del trabajo hecho. Obtener el contrato de trabajo es lo más importante del proceso.

Lo más fácil es optar por un trabajo de temporada. Para obtener este permiso se debe crear un perfil en la página de http://www.udi.no (oficina de inmigración noruega) y pagar 3000 NOK, esto es variable y depende de si se es o no ciudadano de algún país de la UE o no, si se vive en otro país escandinavo, si se cuenta con permiso de residencia, si se es refugiado, etc., lo mejor es leer bien la página (www.udi.no) para ver casos particulares.

Por lo general en los trabajos de temporada el empleador ofrece facilidades de hospedaje, o por lo menos alguna ayuda, es lo usual, esto hace una gran diferencia ya que la renta en Noruega es astronómica. Para hacerse una idea, por el costo de un piso con varias habitaciones en Suecia se obtiene solo una habitación con facilidades compartidas en Noruega. Esto por supuesto depende de muchas variables como por ejemplo la ubicación y acceso a servicios.

Al igual que en Suecia, hay que registrarse en la delegación de policía (Politi) de la comunidad donde se va a trabajar para obtener el permiso de trabajo, acá se confecciona la tarjeta que contiene los datos biométricos y fotografía del portador sin embargo no es válida como documento de identificación. Luego hay que acudir a la oficina de impuestos (Skattekontor) para obtener la tarjeta correspondiente.

En unos pocos días se recibe el tarjeta de (permiso de trabajo) por correo. Luego de eso estás totalmente legal para trabajar.

Bienvenidos a Noruega (el primer día)

La empresa que nos contrató está domiciliada en Noruega pero sus dueños viven en Nueva Zelanda! De las aproximadamente 60 personas que fuimos contratadas habemos un danés, 7 suecos, 1 noruego, 1 eslovaco y un tico! el resto son neozelandeses.

Todos vivimos en un hotel que fue alquilado por la empresa para hospedarnos durante  toda la temporada. El hotel es amplio aunque las habitaciones son diminutas, al parecer es algo común en los hoteles de Noruega.

Salirse de la zona de confort no siempre es fácil. Dejar la comodidad de nuestro apartamento en Suecia por una pequeña habitación es una verdadera prueba. Por esta habitación pagamos solamente 3000NOK (coronas noruegas), por mes, en habitación doble, una ganga comparado a tener que alquilar un apartamento por nuestra cuenta.

Lamentablemente esta empresa ha quedado muy por debajo de nuestras expectativas en cuanto a la logística.

La primera noche no tuvimos cena, tampoco los fines de semana siguientes por lo que no nos quedó otra que ir a comer afuera. Agotados por el viaje en automóvil de +600 Km optamos por lo más rápido, ir a un restaurante. Las opciones en el pueblo no son abundantes y los precios son tan absurdamente elevados que solo en ocasiones especiales se puede uno dar el lujo de comer fuera.

En Dolly Dimples (cadena de pizzerías tipo Pizza Hut) nos comimos una pizza grande (tamaño estándar), con vasito de agua para poder bajarla, por ella pagamos unas 300NOK, su equivalente en dolares es de unos nada despreciables USD$52.00. He de confesar que no la pudimos comer toda y que guardamos la mitad para almorzar el día siguiente.